A la página de inicio

Muchas posibilidades para la planificación, la formación y la operación

La realidad virtual en la intralogística aumenta la rentabilidad

12.02.2018

Es posible ejecutar virtualmente los procesos futuros, como por ejemplo procesos de picking, y comprobar su viabilidad y rentabilidad.

La intralogística es cada vez más compleja: La digitalización, la automatización y un flujo de materiales minuciosamente organizado integran cada vez más todos los procesos en el almacén y la producción. Esto aporta unas ventajas sustanciales para el usuario: Los procesos internos a la empresa no solamente resultan más rápidos y eficientes, sino también más transparentes. Al mismo tiempo, la automatización mejora la ergonomía, por ejemplo en la estación de picking: Los operarios quedan liberados de tareas físicamente duras, los procesos son más seguros. Con ello, sin embargo, también crecen los requisitos de los sistemas y componentes, sobre todo en lo que se refiere a la planificación y el diseño de las instalaciones de sistema, los procesos y las estaciones de trabajo teniendo en cuenta los factores tiempo, costes y seguridad funcional. Para cumplir con estos requisitos, ya en la fase de proyección los fabricantes y usuarios se apoyan en técnicas innovadoras de realidad virtual (VR).

La representación tridimensional y el movimiento en el espacio permiten experimentar los proyectos

En la arquitectura y el desarrollo de productos, desde hace tiempo es habitual utilizar la realidad virtual. La tecnología es una herramienta importante para poder experimentar de forma realista los proyectos que aún se encuentran en fase de desarrollo y detectar los puntos débiles. Para ello, todas las informaciones relevantes se transfieren a unas gafas de visualización especiales que convierten modelos 3D en una experiencia real. La simulación estimula los sentidos del usuario, de modo que éste tiene la sensación de encontrarse en el entorno representado en las dimensiones correctas o de realmente tener en sus manos el producto teórico. Una diferencia importante con respecto a la tecnología 3D convencional: Con la realidad virtual la mirada del usuario no se limita a una pantalla. Las gafas de visualización le proporcionan una ventana visual más grande y también permiten ver objetos de reojo. A diferencia de 3D, de este modo realiza una inmersión total en el mundo virtual sin distracción óptica por factores externos. Así es posible comprobar, de antemano, la calidad, funcionalidad y rentabilidad sobre todo de conceptos innovadores que aún no existen en el mercado – una ventaja significativa con respecto a la representación convencional bidimensional y por lo tanto una ventaja competitiva determinante y clave para el éxito.

Planificación eficiente de sistemas logísticos complejos

También en la logística interna la realidad virtual proporciona cada vez mayor beneficio. Particularmente para la concepción de sistemas logísticos complejos esta tecnología ha demostrado ser muy ventajosa. Permite, por ejemplo, planificar y proyectar un centro logístico con integración de la producción con una aproximación a la realidad sin precedentes hasta la fecha. Con la realidad virtual se adaptan, de forma flexible, las exigencias, los deseos y las condiciones técnicas y de espacio que van cambiando durante la planificación. Esto evita sorpresas durante la realización. viastore también utiliza la realidad virtual en la realización de sistemas más complejos. Para la concepción de un centro logístico recurre a herramientas especiales de planificación. Estas permiten representar todos los proyectos en entornos de realidad virtual en plazos muy breves. Con ello se diseña la instalación de la manera más realista posible teniendo en cuenta todas las exigencias del cliente. La solución es capaz de implementar, comprobar y poner en funcionamiento real a todos los escenarios. Antes de aplicarlos en un entorno real y con equipos físicos, todos los componentes se representan en un modelo digital, donde se realiza una simulación para comprobar su correcto funcionamiento.

El uso del entorno de realidad virtual permite enseñar a los usuarios, ya en la fase de desarrollo, el aspecto real que tendrá el almacén acabado. La impresión viva que se obtiene con esta tecnología, puede servir de soporte esencial en la toma de decisiones. Otro punto importante: La puesta en servicio virtual de centros logísticos automatizados permite la ejecución virtual de procesos futuros, como por ejemplo procesos de picking, y comprobar su viabilidad y rentabilidad, de este modo, los puntos débiles se detectan de inmediato y ya se corrigen durante la planificación. Esto permite una concepción de los sistemas particularmente orientada en las necesidades. La tecnología de realidad virtual también es de gran ayuda al diseñar estaciones de trabajo. Los usuarios pueden probarlas previamente y comprobar su ergonomía, las prestaciones y el equipamiento. En comparación con las soluciones convencionales con maquetas (mock-up), no solamente es más económico sino también más flexible y preciso. Con ello, el elevado grado de innovación de esta nueva tecnología tiene un marcado valor añadido.

Las situaciones prácticas amplifican el efecto de la formación

La realidad virtual es una ayuda extraordinaria para la planificación de sistemas intralogísticos. En la formación del personal de operación y de servicio, la tecnología juega un papel de igual importancia. Gracias a la simulación, los operarios pueden aprender fácilmente los procesos complejos de operación – sin riesgo alguno y sin gastar consumibles. Debido al hecho de que las situaciones ya no son teóricas sino prácticas, tienen un efecto de formación mucho mayor para los operarios que los métodos convencionales, sobre todo los relativos a los procedimientos, es decir los conocimientos de utilidad práctica, que a menudo existen en forma de rutinas de procesamiento inconscientes, se aprenden y entrenan con particular facilidad con realidad virtual.

El uso de realidad virtual en la intralogística permite aumentar la calidad y la eficiencia de sistemas de control del flujo de materiales en red. Al mismo tiempo se reducen los riesgos y también el tiempo necesario hasta la puesta en funcionamiento se reduce notablemente. Se reduce el trabajo y con ello los costes.

Contacto con la prensa